Donaciones
EL PERIÓDICO INSTANTÁNEO DEL ECUADOR
Donar
Conozca más
Edición #4866 |  Ecuador, martes, 23 de octubre de 2018 |  Ver Ediciones Anteriores

LA HORA (Quito) Llamingada 2018 celebró el Día de los Humedales en el Parque Nacional Llanganates

2018-02-18 08:42:07
Cultura
2052

Carrera de llamas y jinetes convocó a niños de 3 a 12 años de diferentes comunidades de la Sierra

Por la derecha de la pista, ‘Botón’ corría al ritmo de los golpecitos de la soga que daba su jinete, Britany Placencia, de 3 años. Iban a la delantera con el participante número uno a pocas pezuñas de distancia. Parecía seguro que serían los ganadores, pero un frenazo súbito los detuvo ante la sorpresa de los espectadores, quienes quedaron doblemente sorprendidos cuando el segundo concursante también se paralizó cerca de la meta.

Confundidas, las llamas daban vueltas frente al público que aplaudía y gritaba. Los acompañantes de los chicos hacían esfuerzos, entre risas, para que alguno de los dos cruzara la meta primero.

Al final, la dueña de ‘Botón’ logró llegar al otro lado con gracia y los dos ganaron en su primera participación en la Llamingada 2018.

Como ellos, más de 40 niños de diferentes comunidades de Cotopaxi participaron en la carrera que se realizó ayer, por octavo año consecutivo, en el parque nacional Llanganates. La actividad lúdica tuvo el objetivo de celebrar el Día de los Humedales.

Tradición

Conforme iban pasando las categorías de menor a mayor edad, la carrera se volvía más reñida. Ni las lloviznas que caían a ratos, ni el clima que marcaba menos de 10 grados centígrados detuvieron a los participantes.

La alerta del relator de la competencia hacía que la mirada del público se dirigiera al horizonte. Los concursantes bajaban desde el sector de Condoguayco a toda velocidad a la zona de la laguna de Anteojos.

No hay requisitos para participar, explicó Lineth González, guardaparques del Ministerio del Ambiente. Solo se verificaba que los niños estuvieran en el rango de edad de las diferentes categorías: 3 a 5 años, 6 a 7 años, 8 a 9 años, 10 años y 11 a 12 años.

Los niños son los que participan porque “ellos utilizan las llamas y saben montarlas”, comentó González.

Antes de correr hacia la meta, los jinetes esperaban junto a sus padres. Marilyn Barreros participaría por última vez en la categoría de 12 años. Se despediría de la pista después de haber ganado por cuatro años consecutivos.

Para ella, su compañera de carrera, la llama ‘Carmita’, era su compañía en todo momento porque la tiene desde que era pequeña.

“Todos los niños están acostumbrados a montar las llamas”, decía Darwin Jamy, presidente de la comunidad Sacha de Salcedo. Para ellos, son su instrumento de trabajo, su medio de transporte, su compañía. “Desde los 2 años ya empiezan a domarlas”.

Participantes

Mientras se preparaba para salir, Steven Pilatasig, de 7 años, acomodaba su sombrero de vaquero. Contaba que su llama ‘Rosita Bonita’ le había ayudado a ganar los últimos cuatro años de competencias. “Él no entrena” -decía su padre- “todos los días sale al campo en la llama para cuidar a los animales”.

Ellos eran de la comunidad de Leyviza, igual que Ibeth y Josselin, de 9 y 10 años, quienes también participarían en sus respectivas categorías.

Para acomodarse en sus lugares, los jinetes tenían que esquivar las cochas de agua que se formaban en el suelo. Con los números en su ropa y en los cuellos de sus llamas se preparaban para correr.

Las autoridades controlaban a la gente para que no se cruzara por la pista. El silencio también era necesario para el desarrollo de la competencia, decía Libeth González y explicaba que las llamas se asustan con la bulla y no siguen caminando.

Estaban también Cristopher y Bryan Minta, de 7 años. Era su tercer año en la competencia y llegaron con sus familiares desde la comuna Galpón.

Todos ellos aprendieron a montar a sus llamas incluso antes de hablar bien. Después de casi una hora de carreras, todos los competidores esperaban con sus padres para recibir los reconocimientos. Los que ganaron los primeros lugares recibieron trofeos y los demás regalos por su participación. (PCV)

Celebración

Durante la jornada se realizó un ritual por el Día de los Humedales dirigido por los sanadores de Píllaro. Sobre una bandera verde, blanca y azul, los shamanes colocaron las ofrendas para pedir por el cuidado del agua, la flora y la fauna.

En la celebración estuvieron presentes los presidentes de las comunas participantes. Washington Toro, presidente de la comunidad de Cumbijín, recordó la importancia de crear conciencia y proteger las fuentes de agua que son vitales para las comunidades.

Héctor Gutiérrez, alcalde de Salcedo, también se dirigió a los presentes en la apertura del encuentro y destacó la organización de la actividad y su objetivo de educar a las personas sobre el cuidado del medio ambiente.

Comentarios

Liberación de responsabilidad y términos de uso:

El espacio de comentarios ofrecidos por EcuadorInmediato, tiene como objetivo compartir y conocer sus opiniones, por favor considere que:

  • El contenido de cada comentario es responsabilidad de su autor, no representa ninguna relación con EcuadorInmediato.
  • Usamos la plataforma Disqus para identificar los autores de cada comentario, de tal forma que podamos crear una comunidad.
  • Todo comentario que atente contra la moral, buenas costumbres, insulte o difame será eliminado sin previo aviso.

Este espacio es suyo por favor utilícelo de la mejor manera.